Cría de Ñandúes y actividades relacionadas
Crianza intensiva y Críanza Extensiva. Sanidad animal y reproducción
 

Informacíón sobre Cría y Reproducción de Animales. Actividades productivas rentables relacionadas con la cría del ñandú, huevos de avestruz y cría de avestruces

Crianza del ñandú

Es un producto nuevo, muy requerido en el mundo, y que deja una buena ganancia.

Cria de Ñandues• Permite una alta rentabilidad, difícil de lograr con una actividad tradicional
• Su carne es magra, baja en colesterol y alta en proteínas
• Todavía no se exporta, por falta de volumen

Hacia mucho tiempo que Augusto Cortina deseaba emprender una actividad no tradicional. Luego de un viaje por España, donde visitó varios criaderos, se decidió por una que tiene sólo diez años de desarrollo en el mundo y tres en la Argentina: la cría de ñandúes.

Como siempre tuve campo, buscaba una actividad que pudiera realizar en mi tierra, pero que no fuera de las convencionales. "Luego de ver varios criaderos, frigoríficos y comercios en España, me decidí por esto", cuenta Cortina, que tiene su campo en Pila, un pueblo de 2500 habitantes, ubicado entre Buenos Aires y Mar del Plata.

Entre los puntos positivos, destaca que se trata de un mercado nuevo y de un producto requerido mundialmente, que deja buen margen de ganancia. "Crece en forma sostenida año tras año y posee una alta rentabilidad, difícil de lograr con una actividad tradicional", dice el emprendedor, de 33 años que especifica que, una vez consolidado, se puede obtener una ganancia de entre 250 y 350 pesos por animal.
Entre los aspectos negativos  "Hay que esperar dos años para empezar a percibir beneficios y recuperar la inversión".

Los primeros pasos

Para comenzar se necesita contar con las instalaciones adecuadas y presentar en la Dirección Nacional de Fauna y Flora Silvestre una solicitud de habilitación como criadero, ya que se trata de una especie protegida. Según la infraestructura, se autoriza a recolectar una determinada cantidad de huevos de la fauna silvestre, que luego se incuban. A los cuarenta rijas nacen las crías, que demoran dos años hasta que llegan a ser sexual- mente adultas. "También se pueden comprar los huevos o juveniles (de seis meses a un año) a criaderos que están más avanzados. La compra de madres es más complicada porque
no hay muchas en el mercado". "En cualquiera de estos casos, lo prudente es decir que el retorno de dinero empieza solo a los dos años'.

Pero, ¿qué se requiere para montar un criadero? En primer lugar, se necesita una sala de incubación de 20 metros cuadrados con mampostería ordinaria, techo con aislamiento, ventilación y paredes de ladrillo común. Se debe contar, además, con una incubadora "Después, se necesita un galpón de cría de por lo menos 60 metros cuadrados, con techo de chapa, paredes de alambre y lona, con campana do calor. Por último, un sector de recría y engorde a campo abierto (el número de hectáreas depende del tipo de pastura y del rinde de cada campo).

Una carne saludable

Cualquier región de nuestro país es apta para la cría del ñandú (en Australia se lo llama emú y en África, avestruz), porque se trata de un animal muy rústico. "Su única enfermedad es la parasitosis, pero se soluciona fácil", acota Cortina.
Su carne, de muy buen sabor, presenta múltiples bondades para la salud: es magra, baja en colesterol y con alto contenido proteico. “Tiene el exquisito gusto de las carnes de caza, combinado con la textura y suavidad propia del animal de criadero."

Además de la carne, que se cotiza entre 25 y30 pesos por kilo, se comercializan el cuero utilizado por fábricas de ropa) y las plumas (se usan en la confección de plumeros). "El cuero también se puede colocar en una curtiembre, pero el volumen debe ser mayor", aclara Cortina, que vende su producción a dos proveedores de hoteles y restaurantes.

Por tratarse de una actividad nueva en el país, la exportación se dificulta. "Hoy nadie exporta porque no se cuenta con las cantidades requeridas", se lamenta el emprendedor Por tal motivo, planea reunir varios criaderos y juntar un gran volumen de producción. "Pienso que en dos años lo lograremos, se ilusiona.
 
Clasificación taxonómica:
Clase:Aves
Subclase:Neornithes
Superorden:Paleognathae
Orden:Rheiformes
Familia:Rheidae
Género:Rhea
Especie:Rhea Americana/Rhea Pennata

Características del animal:

Habitan en estepas y sabanas, pero también en montes, bosques y praderas. Son aves incapacitadas para volar pese a sus grandes alones. Su defensa es la aguda visión y gran velocidad en la carrera. Pueden dar pasos de más de 1,70 mas y poseen una gran capacidad de maniobra ayudados por sus alas.

El esófago se puede inflar con aire para producir los sonidos profundos y resonantes que realizan durante la época de celo.

El ventrículo (segundo estómago) puede expandirse, incrementando su volumen para proveer un mayor acumulo de ingesta. Esta facultad le permite a los pichones poder impactarse con facilidad cuando se sobrealimenta con pasto, ramas u otras partículas difíciles de digerir. Las plumas proveen sombra, cuando hace calor se esponjan y cuando hace frío bajan las alas para taparse las patas. El 60% del día lo pasan caminando en busca de alimento y el restante tiempo descansando.

Picotean más de 5.000 veces por día el suelo. El ñandú es una especie diurna de reproducción estacional (primavera -
verano). Que llega a la madurez sexual a los dos años.
Longevidad: 15 años.

Supervivencia natural: sólo el 50% de las crías a los 30 días. el 10% a los 6-8 meses.
Área de acción: 7,5 km. por día alimentándose.

Llegan a medir hasta 1,80 mts de altura, con 1,30 mts de largo. Su peso oscila en 30 a 35 kg para los machos y 25 a 30 kg para las hembras.
El color es gris oscuro en el dorso, vientre blanco, macho con corona negra en la cabeza y plumas negras en cuello.

Es un ejemplar que por la ley nacional de fauna tiene vedada su captura y comercialización, salvo en aquellos casos en que se
desarrollen a partir de emprendimientos de cría y reproducción controlados.
Según la región,fue llamado de diferentes manera, ñandú proviene del guaraní, choique es de origen mapuche o araucano, suri o sury de origen quechua y aymará, ammanik en mocoví, mañik en toba y pilagá, oóiu en tehuelche, avestruz sudamericano, ema en Brasil y por último charito, charo y charabón son los nombres con que se denomina a los pichones. La postura anual, se dá entre Septiembre y Febrero.

Incuban durante 37 a 40 días.

En condiciones naturales o silvestres el porcentaje promedio por nido es de 26 huevos. Estimándose entre 8 a 12 huevos por hembra por postura.
La condición de cautiverio de estos animales ha demostrado que su domesticación, la disponibilidad de comida en forma permanente y el correcto manejo ha logrado extender el tiempo de postura (de Julio a Febrero) y el número de huevos por hembra puede llegar a las 40 unidades.
Porcentaje de abandono natural de nidos: 35 a 50%. Las causas son la explosión de un huevo podrido, exceso de huevos, nacimientos asincrónicos, etc.

Horario de oviposición: 11 a 15 hs.

El huevo de ñandú es de 8 a 10 veces más grande que el de gallina promedio de 60 gr., con un peso que oscila entre los 530 a 650 gr.

Los testículos aumentan su tamaño cuatro veces durante la época reproductiva y no producen espermatozoides fuera de la misma. La testosterona aumenta con el incremento de horas luz por día, y secundariamente aparecen todas las restantes características sexuales secundarias como ser la vocalización y territorialismo.

Existen determinados factores ambientales que pueden producir infertilidad:
-Cercanía a torres de alta tensión o máquinas de combustión.
-Predadores.

La carne del ñandú se caracteriza por ser roja, magra y con bajos niveles de colesterol y calorías. Estos bajos porcentajes de lípidos (ácidos grasos no saturados) presentes en la carne, previenen el aumento de la presión arterial, la vaso dilatación (elasticidad de las arterias) e influyen positivamente en la prevención de la formación de tumores. Un animal adulto produce alrededor de 12 Kg. de carne, la cual posteriormente es clasificada en diferentes cortes de distinto valor.

En cuanto a los costos que insume el armado, el empresario estima: "Para empezar con 200 huevos, se necesitan entre 25.000 y 30.000 pesos. Yo invertí 130.000, pero monté una estructura muy grande, con 500 reproductores, tres incubadoras y un galpón de recría para 500 animales".

Fuente: Carlos Manzoni
De la Redacción de LA NACION

IR ARRIBA


Google      
Web Cria de Animales                      

Ir al Menú

Valid HTML 4.01 Transitional

 

Copyright 2006 Cria de Animales Derechos Reservados - Designed by Marketing en Red